El Laberinto de Horta

Hoy os quiero llevar de paseo por Horta y lo primero que os voy a proponer es la visita al parque del “Laberint d’Horta”.

Sé que todos los barceloneses habéis oído hablar de él, pero también sé que muuuuuchos de vosotros no lo habéis visitado.

¡Atención! Todos los miércoles y todos los domingos, la entrada es gratuita. ¡Vamos!

El parque es precioso y tiene el jardín más antiguo conservado en la ciudad.

Además, cuenta con un montón de estatuas y esculturas, perfectas para los freakys de las fotos, como yo.

Y, por supuesto… ¡el famoso laberinto!

No os creáis que es tan fácil salir de él como parece… je je je…

Si saliendo del parque del laberinto, después del paseo, os apetece vermutear, tengo dos propuestas fantásticas en el barrio:

La Bodega Massana, con casi 100 años de vida, enamora con la solera del local y los pinchos están riquísimos.

Si además os apetece tapear o un buen bocata, os propongo El Quimet d’Horta, otro de mis locales molones, también con casi 100 años de antigüedad. Sus bocatas con pan de xapata (y más de 37 clases de tortillas) son famosos más allá de los confines del barrio.

¿Ya habéis tomado nota? ¡Después no digáis que no aviso!

El Born

Hoy os traigo uno de mis paseos preferidos, y es que el Born… es siempre el Born.

Me gusta entrar en el barrio cruzando la Vía Laietana desde la Plaza del ángel (metro: Jaume I) y luego, como siempre, intento perderme entre callejones y callejuelas.

Me enamoran los pasajes que tienen un aire entre místico y hippie.

No dejéis de observar detalles, porque el barrio está lleno y merece la pena pasear a ojos bien abiertos.

Cuando voy al Born, hay 2 lugares que visito siempre: La Catedral del Mar y el mercado (ahora El Born CCM: Centro de Cultura y Memoria)

Si queréis entrar en la iglesia de Santa María del Mar (para nosotros, barceloneses enamorados, La “Catedral” del Mar), la visita es gratuita, todos los días, hasta las 13h.

Os recomiendo entrar a visitarla, si aún no lo habéis hecho, aunque no seáis religiosos ni católicos. La iglesia tiene una energía y una magia especial (además de ser preciosa).

En el Born CCM es posible visitar el yacimiento de restos arqueológicos de la Barcelona del S.XVII, también gratuitamente. Si queréis saber más sobre la historia del Mercado del Born, no os perdáis el vídeo de “Barcelona Memory” aquí.

Y cuando llega la hora del vermut, el barrio es ideal, ya que tiene muchísimos locales guays para comer, para picar algo o para vermutear.

Tengo varios preferidos en mi lista de #localesMolones y hoy os invito a visitar La Bodega del Born, en la calle Mirallers 15 – @bodegadelborn

Los propietarios os tratarán de maravilla y… podéis dejar un deseo colgado en el local. ¡No dejéis pasar la oportunidad!

¡Buen paseo y SALUT!

El barrio de La Barceloneta

El barrio de la Barceloneta tiene la magia auténtica de esos sitios en los que parece que no pasa el tiempo.

Las callejuelas siguen teniendo aire marinero y los balcones llenos de ropa tendida le dan esa característica genuina de la Barceloneta.

Si os animáis  a callejear os invito a perderos por el barrio, nada mejor como caminar y disfrutar paseando, para conocer la Barceloneta.

¿Os apetece saber sobre la historia del barrio? No os perdáis el vídeo de “Barcelona Memory”

Vais a encontrar una oferta enoooooorme de bares, locales, restaurantes, terrazas,…

Si tenéis la suerte de encontrarla abierta…. Os aconsejo probar la bomba de “La Cova Fumada” (La bomba de la Barceloneta tiene sus origines justo aquí).

El local es muy auténtico y la bomba… ¡pica! Pero, si no pica ¿qué bomba es?

Últimamente, he descubierto otro local, para tapear en el barrio que me gusta mucho.

No és muy grande, pero tiene una súper terraza en la plaza de la Barceloneta, que me encanta.

Las tapas están muy ricas y el personal es muy simpático: Can Ganassa – Plaza de la Barceloneta 6.

¡Tomad nota siempre! Luego no digáis que no aviso.

¿Quién se apunta a la ruta de la Barceloneta? Un barrio ideal para barcelonear vermuteando, compartiendo anécdotas y curiosidades de la zona.

¡Nueva ruta otoño 2020!

La Vila de Gracia y sus plazas

Si vais a pasear a Gracia os aconsejo ir en metro hasta “Fontana” y empezar a callejear. Vais a encontrar, aún, un barrio con un montón de callejuelas, tiendas pequeñitas, locales característicos y… muuuchas plazas… todas con terrazas.

Me gusta la Plaça del diamant (mi madre trabajó allí cuando era joven) popular por el libro de Mercé Rodoreda y famosa por tener debajo un refugio antiaéreo.

La plaça de la Vila es la más bonita, es la plaza del ayuntamiento, la del reloj.

A la parroquia de San Juan Bautista se entra desde la Plaza de la Virreina (la que mucha gente la sigue llamando Plaza de San Juan), otra de las plazas del barrio que mantiene el espíritu de vecindario.

Y ahora… señoras y señores… la reina de las plazas de Gracia ¡La plaza del sol!

La más viva, la más llena, la más popular,… Si paso por ahí, siempre me quedo un rato, ¡como todo el mundo!

¿Sabíais que en Gracia también hay una Plaza John Lennon?

¡Pues sí!

Yo lo descubrí hace poco, haciendo una gincana con la APP unpuzzlebcn (prometo escribir pronto una entrada sobre las Gincanas interactivas en Barcelona)

Y justo, al lado de la plaza John Lennon, está una de las bodegas más guays del barrio: La Bodega Marín (Milà i Fontanals 72), abierta desde hace más de 100 años, de esas dónde aún se venden vinos a granel.

Si te tomas un vermut, no dejes de probar las croquetas de la señora de la casa. Todas riquísimas, mí preferida, la de cabrales ¡Mmmmh que rica!

La Casa Vicens de Gaudí

¡Lo confieso! Más conozco la obra de Gaudí, más me enamoro del modernismo.

La Casa Vicens, en el barrio de Gracia, es la primera casa de Gaudí y hace poco que se puede visitar por dentro.

Entrar en La Casa Vicens es para dejarse maravillar por la creatividad y las ideas locas de Gaudí. Su genialidad me sigue alucinando y cada día que pasa soy más fan de su obra.

#beMoreGuiri ¡No te cortes! Empieza a turistear y disfrutar de las maravillas de la ciudad.

La Casa Vicens puede visitarse los lunes y el último domingo de cada mes, con precios descontados. Puedes consultar su web aquí.

El barrio de Gracia, además de acoger a “La Vicens”, es una zona maravillosa para pasear y disfrutar de un montón de edificios de arquitectura modernista.

No te olvides de mirar hacia arriba, porque la Vila de Gracia (como muchos barceloneses la llaman) está llena de edificios ideales para esas fotos con etiqueta #roofsOfBCN

Otra característica del barrio son sus plazas. La Vila de Gracia cuenta con varias plazas que son centro neurálgico del barrio.

Prometo escribir, pronto, una nueva entrada sobre “La Vila de Gracia y sus plazas”

Y ahora… si estáis callejeando y os apetece un vermut, una de mis bodegas preferidas, en absoluto, la encontráis en la calle Vic (una travesía de Gran de Gracia) “La Bodega Quimet”

Si os pedís unas tapas, está todo muy rico, aunque expertos bodegueros dicen que su ensaladilla rusa es de las mejores de la ciudad, y a mí, personalmente, me encanta el tartar de berenjena (aunque, repito…. Está TODO riquísimo)

¡Buen paseo y buen vermut!

El Raval

El paseo por el barrio del Raval es otro de mis preferidos, nunca dejo de descubrir cosas nuevas #ravaleando.

Me gusta, sobretodo callejear y dejarme sorprender por todo lo que el barrio ofrece. Me encanta perderme por las calles, aunque siempre paso por la calle Hospital y visito el Antiguo Hospital de la Santa Cruz, tiene una magia muy especial y allí murió Gaudí ¿Lo sabías?

No dejes de fotografiar #streetart y graffitis, que el barrio está lleno de arte callejero.

Y cuando llega la hora del vermut (o incluso la hora de comer o cenar) uno de mis #BaresMolones en el Raval es el Bar Muy Buenas en la calle del Carmen: precioso, de trato exquisito y con una oferta gastronómica tradicional riquísima. ¡Atención! Actualmente (noviembre 2020) CERRADO.

Quien quiera terminar con broche de oro, recomiendo hacer un drink (en horario puesta de sol es ideal) en la Terraza 360 del Hotel Barceló en la Rambla del Raval y así, además de poder hacer unas fotos preciosas de la ciudad desde arriba, podéis visitar al Gato de Botero, que se encuentra justo en frente a la entrada del hotel.

¿Queréis leer algo más sobre una Ruta del Raval con #SilviaDeBarcelona? Haz CLICK y lee la entrada del Blog de “De borondo con Naly” … ¡a ravalear!

La fuente de Canaletas

Beber o no beber… esa es la cuestión

El agua de Barcelona es potable. Ósea… se puede beber… El sabor…. Mmmmh bueno, no es lo máximo, pero es potable. ¡Yo bebo! Y no sucede nada extraño…

Es más, si paso por delante de la fuente de Canaletas, bebo SIEMPRE, me echo un traguito.

Lo hago desde que empecé a “venir a casa, de vacaciones”, mientras vivía en el extranjero.

Porque me gusta creer a la leyenda que  está escrita a pié de fuente: “Si beveu aigua de la Font de Canateles, sempre més sereu uns enamorats de Barcelona, i per lluny que us n´aneu, sempre tornareu” … o algo así…

Y sigo bebiendo… y me sigo enamorando.

La fuente de Canaletas, situada al principio de Las Ramblas (en la zona que además lleva su nombre: “Rambla de Canaletas”) es también, el lugar de encuentro de fans del Barça para  celebrar victorias futbolísticas.

¿Queréis saber porqué “en Canaletas”? Reserva aquí un “Paseo por Barcelona y vermut” en AIR BnB y prometo contarte historias y leyendas de la ciudad que te van a encantar.

La Rambla Catalunya

Que fácil es hacer una buena serie de fotos para el hashtag #roofsOfBCN, si tienes la suerte de dar con un día soleado mientras paseas por la Rambla Catalunya y la Diagonal.

En Barcelona, para descubrir detalles de esos que enamoran, hay que hacer 2 ejercicios… mirar hacia arriba y hacia abajo… Hoy os invito a mirar hacia arriba conmigo.

No es importante si sabes de arquitectura o no… simplemente mira hacia arriba y déjate maravillar por la infinidad de estilos y épocas que tenemos en la construcción barcelonesa.

Y si mientas paseas y miras hacía arriba, sientes que ha llegado el momento de una cervecita con unas tapas… Mi bodega preferida en la zona: “La bodegueta”

¡No os perdáis los huevos estrellados! Mmmmmmmh (Luego no digáis que no aviso)

Un paseo por Montjuic Anella Olímpica

Para los que se quedan con ganas de caminar desde Plaza Espanya…

A mí, me encaaaanta caminar por la ciudad  

Me gusta subir a l’Anella Olímpica entre escaleras mecánicas y paseo, así hago la turista mientras llego. Paro a mitad de trayecto para observar la ciudad desde distintos puntos y para hacer fotos de todooooooo; qué bonita es Barcelona, eh?

 Me enamora la vista de la plaza Espanya desde el Palacio Nacional, por las tardes, las escaleras están repletas de gente sentada… observando la ciudad.  La ciudad y el Tibidabo al fondo.

Esta zona se ha vuelto un poco #Guirilandia también… imanes, llaveros, abanicos y según qué días, hasta algún que otro artista callejero haciendo su show.

L’Anella Olímpica tiene una magia especial…. La zona es tan grande que siempre parece que esté vacía… me encanta la inmensidad del Palau Sant Jordi y la torre de telecomunicaciones.

Lo que más me gusta del Estadio Olímpico es el pebetero; posiblemente por los recuerdos emocionantes que me trae pensar en  las Olimpiadas del 92 ¡Fui voluntaria olímpica y ya estaba enamoradísima de mi ciudad!

Bajando de nuevo entre escaleras mecánicas y paseo, no llego a Plaza Espanya, y así…. caminando hacia la derecha… me acerco hacia al Grec, al Teatre LLiure y a la zona del Poble Sec.

 Sé que muchos barceloneses no habéis estado nunca en el Teatre Grec… está prácticamente siempre abierto y  tiene unos jardines preciosos. ¡No os lo perdáis!

Y ahora si… llega de nuevo la hora del vermut, o de una cervecita,  así que, ya que estamos en el Poble Sec, os recomiendo:

Celler Cal Marino – carrer Margarit 54

Una taberna rústica con barricas de madera y ambiente bodeguero.  Si tienes suerte, a menudo tienen música en directo.

¡A disfrutar!

Plaza Espanya y las Arenas, con ruta de pinchos

Prácticamente mi barrio. He nacido y crecido en Sants, así que el distrito Sants-Hostafranchs-Montjuic es “mi zona”

¿Sabéis cuantos turistas pasan por Plaza España y las Arenas cada día?

¿Y tú? ¿Desde cuándo no te das un paseo?

¡Vamos!

¡A sacar el móvil de nuevo! Que es muy guay …

Plaza Espanya.  Creo que esta es mi plaza preferida en absoluto.  

Me gusta la vista que hay hacia Montjuic, con el Palacio Nacional de fondo, me gusta la perspectiva desde Montjuic hacia la plaza de toros y me encantan las vistas desde la terraza de Las Arenas. Hay un ascensor de pago para subir, pero desde el Centro Comercial, las escaleras mecánicas también suben hasta la misma terraza.

Un paseo que enamora. Quien se anime a caminar…. ¡Venga, Montjuic hacia arriba! (Prometo dedicarle una entrada completa a Montjuic. ¿Una? Mmmmh… seguro que serán dos o tres)

Pero si apetece más un vermut que la caminata… mi idea es hacer cuatro pasos por el paralelo hasta llegar al carrer Blai (Poble Sec)

La ruta de pinchos del carrer Blai

El carrer Blai como centro de reunión, tapas y pinchos … un nuevo descubrimiento. Inexistente en la Barcelona que dejé hace 20 años.

Me gusta la calle y el ambiente que se respira, casi todos los locales tienen terracita y eso le da a la calle ese aspecto vivo.

Muchos de los locales ofrecen pinchos y la calle se ha hecho popular por ello. Existe incluso la “Ruta del pincho” – donde varios de los locales ofrecen pincho y bebida a precio fijo en días determinados. Aquí os dejo el enlace, para toda la información.

Hasta hoy, aún  no tengo un local de pinchos preferido en la calle Blai, así que tendré que seguir visitándolos

Si estoy por la zona,  mí parada para un vermut es en:

La fabrica del vermutillo – carrer Blai 65

Y aquí mi consejo vermutero de la zona…. Un vermut y una bomba, por favor.

Las bombas están muy muy ricas y ¡¡¡son enormes!!!

Panots de Barcelona

¿Por qué me hago fotos “de los pies”? Azulejos y baldosas.

Para descubrir #Barcelona AL DETALLE hay que hacer varios “ejercicios”, los más comunes son:

  • mirar hacia arriba (y de ahí mi serie de fotos en #instagram #roofsOfBCN)
  • y…. mirar hacia abajo (y de ahí, otra serie de mis fotos preferidas #azulejosYbaldosas)

Así que, hoy, os invito a mirar hacia abajo conmigo.

Me encanta  la variedad de “panots” que tenemos en Barcelona…. ¡Y famosos en el mundo entero! #beMoreGuiri y haz como muchos de los turistas que vienen a nuestra ciudad: busca las baldosas y hazte tú también la foto “de los pies”. Si tienes instagram y me etiquetas… hacemos una mega-colección de “Barceloneses en Barcelona”

Mi preferida, “El panot de flor”, claro, que además  se ha convertido,  en símbolo de la ciudad.

 Me divierte buscar  tipos de panot  mientras camino por la ciudad. Los clásicos son 5, pero en Barcelona se encuentran más de 20 tipos distintos.

Lee lo que dice Wikipedia.

Para más información y curiosidades sobre el tema, os dejo también un artículo que habla de “Una tesis doctoral sobre los panots de Barcelona”.

¿Te gustaría visitar una fábrica de panots? Click aquí y disfruta de la visita a “Mosaics Capdevila”.

Y mirando hacia abajo, no solo se descubren las baldosas de las calles de Barcelona, sino que también se ven las famosas baldosas hidráulicas (y sus “primas” las baldosas de cerámica), que tanto color le dan a bares, locales y apartamentos de la ciudad. Y aquí, otro motivo para hacerme fotos de los pies

Déjate enamorar por los suelos de Barcelona, saca el móvil y hazte, tú también, fotos a los pies.

El Hospital de Sant Pau

El Recinto modernista del Hospital de Sant Pau

¡Otra belleza impresionante de la ciudad y… patrimonio de la UNESCO!

Si sois de la ciudad o residentes en Barcelona y aún no lo habéis visitado….. ¡No os lo podéis perder!

Anotad en vuestros calendarios y agendas ya: el primer domingo de cada mes el ingreso es gratuito…. Así que ya no tenéis excusas.

La fachada ya es impresionante, pero tener la posibilidad de verlo por dentro, visitar algunos de sus pabellones, los salones, el quirófano y sobretodo el jardín interior (terraza) deja a cualquiera con la boca abierta. Explosión de formas y colores típicos del periodo modernista, ideales para los que, en cada paseo por la ciudad, hacen mil fotos.

Si estáis interesados en la historia del Hospital, podéis ver aquí el video de “Barcelona Memory”.

Dependiendo del horario de la visita…. Igual os apetece un cafecito (#cofeeLover –  otra de las series de fotos de mi Instagram) un desayuno o una merienda… En el barrio también tengo uno de mis cafés preferidos para un Bruch (No os perdáis las tartas caseras y los zumos naturales):

Camelia Art Café – Padilla 264

Otro oasis de paz y tranquilidad en  #Guirilandia

Un lugar con un ambiente y una decoración de lo más BONITO, no se me ocurre una palabra mejor.

A mí, que soy de salado, me encanta la tosta de aguacate, salmón y huevo poché, pero todas sus tartas tienen una pintaaaaa…. Mmmmh

¡Disfrutad del paseo! ¡Y del café!